Capítulo 4: Los 10 errores más comunes de seducción que cometen los hombres

Última actualización: 29 Marzo 2019 por Thaïs

errores seduccion que cometen hombres capitulo 4

En el libro de la seducción no todo está escrito. Existen decenas de trucos fáciles para conquistar a una mujer, pero estos funcionan únicamente si se escoge el lugar, el momento y la persona adecuada.

Convertirse en un experto en seducción se reduce a la experiencia, la perspicacia, la decisión y la verborrea que tenga cada uno a la hora de acercarse a una mujer y ligar con ella.

Sin embargo, hay algunos errores garrafales que muchos hombres suelen cometer una y otra vez cuando intentan enamorar a una chica.

En el cuarto capítulo de nuestro Manual de Seducción para Hombres, te contamos los mayores fallos que realizan los hombres durante el juego de la seducción.

Los 10 errores de seducción más bestias que cometen los hombres

¿Te has preguntado alguna vez por qué no consigues una cita con esa mujer que te tiene loco si has probado los trucos más comunes de seducción?

A continuación, te dejamos un listado de 10 errores que puede que cometas a la hora de entrarle a una chica:

#1 – Presumes demasiado o te haces el guay

Eres un hombre único. De eso no hay duda. El objetivo es que la mujer que te gusta lo sepa ver. En la seducción es clave sorprender y hacer cosas que no cualquier hombre haría. Hay que marcar la diferencia de la posible competencia, pero eso no implica alardear de todo lo que tienes o de mostrarse vanidoso y recalcar constantemente tus méritos.

A las mujeres les gustan los hombres aventureros y que saben impresionar a sus conquistas, pero que tengan los pies en la tierra. No hace falta ni desprestigiar a tus rivales, ni presumir demasiado sobre lo buen tipo que eres. Entre otras cosas porque esa es una de las cosas que más repelen a las mujeres.

Consejo: ¡sé tú mismo! Sin excesos y sin desacreditarte a ti mismo.

#2 – Coqueteas con otras chicas delante de ella

Existe una gran diferencia entre ser amable, atento y cariñoso con todas las féminas que te rodean y tirarles la caña a todas y cada una de ellas. Las mujeres perciben eso.

Si realmente estás interesado en una mujer en concreto y tu intención es enamorarla, no hay mejor secreto de seducción que centrarte en ella y dejar de coquetear con otras chicas que se te acerquen.

Al fin y al cabo, eso es una muestra de que únicamente te importa ella y harás todo lo que está en tu mano por seducirla.

Consejo: ¡ten ojos sólo para ella si tus intenciones son serias!

#3 – Te haces el difícil

Hay hombres que se muestran arrogantes a la hora de ligar con una mujer, como si fueran inaccesibles o no tuviesen tiempo para ella.

Mostrarse cercano y efusivo es clave para captar la atención de las chicas.

Puedes ser el hombre más atractivo y exitoso del mundo, pero si no sabes cómo tratar a una mujer de forma amable y cariñosa, no hace falta ni que te esfuerces en seducirla porque ella ya ni le interesará perder el tiempo con alguien que se hace el orgulloso.

Consejo: no dejes que la soberbia empañe tus técnicas de seducción.

#4 – Envías señales equivocadas

Ser el mejor amigo de tu pareja es un gran lujo. No hay duda que para triunfar en una relación, tiene que haber, entre otras cosas, pasión, confianza y amistad.

No obstante, es evidente que no es lo mismo ser un amigo especial que la pareja de la mujer que te gusta. Tampoco es igual tratar a la chica que quieres a tu lado como si fueseis amigos a que si buscaseis una conexión a nivel sentimental y sexual.

No caigas en el error de enviar las señales equivocadas, es decir, aquellas que indican que sólo buscas amistad.

Con el tiempo, una mujer puede acabar enamorándose de un colega, pero por norma general, si de entrada tú mismo te posicionas como amigo y no como posible pretendiente, es evidente que ella tampoco te tomará por este último.

Consejo: La seducción implica captar su atención a un nivel más íntimo. Así que, flirtea y tontea desde el primer minuto para que así ella vea que tu intención es conquistarla.

#5- Desaprovechas oportunidades por miedo

¿Eres de los que se lo piensa demasiado antes de seducir a una mujer que ya ha dejado claro que también está interesada en ti?

La vida es muy corta para pasársela arrepintiéndose pensando en lo que podría haber pasado y no pasó. Todos sabemos que la seducción no es fácil y requiere tiempo, ganas y habilidad, pero eso no es excusa para ir dejando pasar oportunidades.

Si crees que ella es la adecuada, no hay que perder ni un minuto ni ninguna ocasión.

Consejo: El miedo a arriesgarse puede pasar factura. Las mujeres suelen ser bastante explícitas cuando un hombre les gusta, si realmente existe una posibilidad y ella lo ha dejado claro indirectamente, ¡ve a por ella! No esperes a una oportunidad mejor porque igual no aparece.

#6 – Te lanzas a la piscina sin haber leído bien las señales

Cuando una mujer se siente atraída por un hombre, le suele enviar señales bastante claras: se toca el pelo, se muerde el labio inferior, aprovecha cualquier oportunidad para rozarte, se ríe de forma nerviosa, se alegra cada vez que te ve, todos los días te envía mensajes de buenos días y para despedirse por las noches, te mira fijamente cuando habláis, siempre te sonríe de forma pícara…

Uno de los mayores errores de seducción es cuando el hombre se declara y va a por todas tras haber confundido las señales.

Consejo: aprende a diferenciar cuándo una mujer simplemente es amable y cuándo busca algo más contigo. Saber leer las señales que te envían las mujeres es primordial en la seducción. Si realmente le interesas, ella te lo hará saber de una forma u otra.

#7- Hablar de sexo a la mínima de cambio

La compatibilidad en la cama y el compartir los mismos gustos en el sexo es muy importante en la seducción.

Otro de los grandes errores de seducción de los hombres es que confunden sexo y erotismo con flirteo. En la gran mayoría de casos, a las mujeres les gusta ir creando tensión sexual de forma gradual.

El juego de la seducción requiere tiempo. De hecho, es como el sexo: correr no es sinónimo de diversión precisamente. Es por eso que, aunque te mueras por saber si ella va a ser una buena amante entre las sábanas, bajo ningún concepto debes sacar el tema del sexo a la primera de cambio. De hecho, muchas mujeres pierden el interés si el hombre habla de ello a los pocos minutos de conocerse.

Consejo: haz que la pasión vaya incrementando paso a paso. La intimidad es algo que se va adquiriendo conforme hay más confianza con la otra persona, así que mejor tontear inocentemente y dejar que la llama se vaya encendiendo poco a poco. La clave es que ella vea que te interesan más cosas además de la idea querer acostarte con ella.

#8- Lanzar piropos cutres y empalagosos

Los métodos de seducción han cambiado con el paso de los años.

Si tiempo atrás, no había nada que volviese más loca por ti a una mujer que un bonito cumplido, hoy en día, los hombres pueden tirar por la borda horas de esfuerzo conquistando a una mujer con tan sólo un piropo fuera de lugar.

Hay que asumirlo, a las mujeres les gustan los hombres atrevidos y cariñosos, pero no los que lo único que saben hacer es lanzan piropos constantemente con tal de agradar a su cita. De hecho, es muy empalagoso.

Consejo: hacerle algún que otro cumplido a la mujer que te gusta es un buen truco de seducción, pero hacerlo en exceso puede causar el efecto contrario, que ella salga corriendo y que tú pierdas la oportunidad de enamorarla.

#9 – Suplicar y parecer desesperado

La confianza en uno mismo es la base de la seducción.

Hay una verdad y es que a las mujeres les encantan los hombres que saben lo que hay que hacer a la hora de ligar. No todos los chicos son expertos a la hora de seducir a una mujer y esto es algo que ellas lo notan. Lo mejor en este caso es no perder la confianza.

A las chicas les gusta tener a su lado a alguien que, como ellas, sea decidido, arriesgado y fuerte. Mostrarte desesperado y débil suplicando que te den una oportunidad, sólo conseguirá ahuyentarlas.

Consejo: No hace falta ser un maestro de la seducción (aunque realmente puedes conseguirlo con nuestro Manual en 5 Sencillos Pasos) para conquistar a una mujer, con ser tú mismo y mostrar seguridad, ya tendrás la mitad del camino recorrido. El resto ya es cuestión de sacar tu lado más cautivador.

#10 – Ser un pagafantas

¡Bienvenido a la friendzone! Si ellas se aprovechan de tu buenismo habitualmente, entonces es que eres un pagafantas (dícese del chico que le paga las bebidas a la chica con el objetivo de tener un romance con ella, pero la chica le ve como un simple amigo y nada más).

Habrá mujeres que quizás se aprovechen de esta situación y las habrá que no lo hagan, pero que aún y así no se sientan atraídas precisamente porque intentas inconscientemente y sin quererlo, ser un pagafantas. Esto rompe cualquier posibilidad de seducción.

Consejo: Hoy en día las chicas no esperan a que venga un hombre bueno a invitarles a un trago y que esté constantemente pendientes de que estén bien, es más, adoran a los chicos malos que a veces se hacen los durillos, así que mejor centrarte en ligártela y no en estar pagando copas a diestro y siniestro. Invitarle de vez en cuando está bien y es cortés. Hacerlo en exceso es señal de que la quieres “comprar” con otras cosas y no hay nada peor para anular la atracción que eso.

¿Has cometido alguno de estos 10 errores cuando intentabas seducir a una mujer?

De ser así, piensa que nunca es tarde para enmendarlo. No olvides tener esta guía a mano la próxima vez que quieras meterte de lleno al juego de la seducción.

<< Haz clic aquí para leer el Capítulo 3: ¿Cómo seducir a una mujer mayor en un chat?

Haz clic aquí para leer el Capítulo 5: ¿Cómo seducir a una mujer con tu sentido del humor? 5 Trucos infalibles >>

Esta web utiliza cookies para ofrecerte una mejor experiencia de navegación. Descubre cómo usamos cookies y cómo cambiar tu configuración.